Época: Octava Época
Registro: 222639
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Tipo de Tesis: Aislada
Fuente: Semanario Judicial de la Federación
Tomo VII, Junio de 1991
Materia(s): Común
Tesis:
Página: 371

PRUEBA PERICIAL. EL DERECHO A REPREGUNTAR A LOS PERITOS SE RESERVA HASTA LA CELEBRACION DE LA AUDIENCIA CONSTITUCIONAL.

El artículo 151 de la Ley de Amparo no restringe el derecho de las partes a contradecir en la audiencia constitucional las pruebas de su oponente, pues la finalidad de entregar a las partes copias de los interrogatorios y cuestionarios a testigos y peritos, respectivamente, es para que los interesados puedan repreguntar en forma escrita o verbal al verificarse dicha audiencia. Por tanto, es hasta la celebración de esa audiencia, en términos de los artículos 151 y 155 de la ley de la materia, cuando se desahogan las pruebas y las partes tienen la oportunidad legal de repreguntar tanto a los testigos como a los peritos de la parte contraria, es incuestionable que los dictámenes de los peritos deben tenerse por rendidos y ratificados hasta la audiencia constitucional, y de exhibirse antes, deberá advertirse a los peritos que la recepción material de sus dictámenes se da sin perjuicio de su obligación de comparecer a la misma para que las partes tengan oportunidad de cuestionarlos.

PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA CIVIL DEL TERCER CIRCUITO.

Amparo en revisión 174/90. Sebastián López Coral. 18 de enero de 1991. Unanimidad de votos. Ponente: Francisco José Domínguez Ramírez. Secretario: Federico Rodríguez Celis.