Época: Quinta Época
Registro: 310209
Instancia: Primera Sala
Tipo de Tesis: Aislada
Fuente: Semanario Judicial de la Federación
Tomo LVIII
Materia(s): Común
Tesis:
Página: 2682

SUSPENSION, NO PUEDE SUSPENDERSE EL PROCEDIMIENTO EN EL INCIDENTE DE, POR HABERSE INTERPUESTO UNA QUEJA.

El artículo 101 de la Ley de Amparo estatuye que en los casos a que se refiere el artículo 95, fracción VI, de la misma ley, la interposición del recurso de queja suspende el procedimiento en el juicio de amparo, en los términos del artículo 53, siempre que la resolución que se dicte en la queja, deba influir en la sentencia, o cuando, de resolverse el juicio en los principal, se hagan nugatorios los derechos que pudiera hacer valer el recurrente en el acto de la audiencia, si obtuviera resolución favorable en la queja. Los casos de queja a que se refiere el artículo 95, fracción VI, son aquellos en que dicho recurso se endereza contra las resoluciones que dicten los Jueces de Distrito, o el superior del tribunal a quien se impute la violación, en los casos a que se refiere el artículo 37 de la propia ley y en la tramitación del juicio de amparo o del incidente de suspensión, que no admitan expresamente el recurso de revisión, y que por su naturaleza trascendental y grave puedan causar daño o perjuicio a alguna de las partes, no reparable en la sentencia definitiva, o contra las que se dicten después de fallado el juicio en primera instancia, cuando no sea reparable por las mismas autoridades o por la Suprema Corte de Justicia, con arreglo a la ley. No se encuentra comprendido en el citado artículo 101, el caso en que se interponga queja contra la resolución de la autoridad responsable, que admite la contrafianza en el incidente de suspensión y, por tanto, no debe suspenderse el procedimiento, puesto que no se trata de la resolución dictada por un Juez de Distrito o por el superior del tribunal a quien se impute la violación de los casos a que se refiere el artículo 37 de la ley reglamentaria, sino del incidente de suspensión correspondiente a un juicio de amparo directo y las quejas procedentes en tales incidentes, están previstas, no en la fracción VI del artículo 95, sino en la fracción VIII. A mayor abundamiento, suponiendo, sin conceder, que se trata de los casos a que se contrae la fracción VI del artículo 95, ni aun así sería procedente la suspensión del procedimiento en el incidente de suspensión, porque aquélla se opera, según le previene el propio artículo 101, en los términos del artículo 53, que establece que luego que se suscite una cuestión de competencia, las autoridades contendientes suspenderán todo procedimiento, hecha excepción del incidente de suspensión, que se seguirá tramitando hasta su resolución y debida ejecución; luego no es procedente la suspensión del procedimiento en el incidente de suspensión, sino solamente en el juicio de amparo y así lo establece expresamente el mencionado artículo 101, al ordenar que la interposición del recurso de queja suspenda el procedimiento en el juicio de amparo.

Queja en amparo civil 566/38. Kuri Jorge. 29 de noviembre de 1938. Unanimidad de cuatro votos. El Ministro Fernando López Cárdenas no intervino. La publicación no menciona el nombre del ponente.